09 de febrero de 2021
Familia

Enamorarse de la familia, como San José

La alegría del amor familiar en el centro de las iniciativas del Año “Familia Amoris Laetitia”, La ponencia de la Subsecretaria, la Sra. Gambino, en el encuentro con la FAFCE
deb9f9efc56ef2a940bdf0d58ccaad5c_XL.jpg

El pasado 27 de enero, la Dra. Gabriella Gambino, subsecretaria del Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida, se reunió por internet con miembros de la FAFCE (Federación de Asociaciones Familiares Católicas de Europa) presentando las iniciativas promovidas por el Dicasterio para el Año “Familia Amoris Laetitia", que será inaugurado por el Papa Francisco el 19 de marzo, el mismo día en que se celebrará el quinto año de la publicación de la Exhortación Apostólica Amoris Laetitia sobre la belleza y la alegría del amor en la familia.

Para llegar a las familias y a las realidades eclesiales diseminadas por el mundo, se podrán utilizar, concretamente, dos vías: compartir el contenido de la Encíclica que, como ha señalado la Sra. Gambino, "es un texto que contiene muchas indicaciones pastorales sobre cómo caminar con las familias en este difícil período": un texto del que se pueden extraer sugerencias y reflexiones pastorales y espirituales que pueden florecer y ser sumamente fecundas; y, en segundo lugar, fomentar procesos pastorales que permitan a las familias convertirse en agentes y protagonistas del apostolado familiar. En este sentido, las Asociaciones Familiares son un elemento fundamental para concienciar a los jóvenes de la importancia y de la fuerza de la familia estable fundada en el matrimonio, pilar de la sociedad, y devolver así la esperanza y la confianza a las nuevas generaciones. Pero no debemos descuidar a las familias frágiles, a las que hay que apoyar y animar y a las que hemos de acercarnos, para que sientan la presencia de Cristo incluso en sus dificultades.

Durante la mesa redonda, la Subsecretaria invitó a los miembros de la FAFCE a adoptar un enfoque transversal en sus esfuerzos culturales y pastorales, cuidando especialmente de los niños, las personas con discapacidad y los ancianos, categorías a menudo frágiles que están siempre presentes en el corazón del Santo Padre. Para concluir, la Subsecretaria animó a todos a "enamorarse de la familia, como hizo San José, que cuidó de su familia con dedicación, ternura y amor".

https://www.fafce.org/