23 de agosto de 2018
Encuentro mundial de las familias

Wiley (CGA), “el ejemplo, la sabiduría y la oración de los abuelos son esenciales para transmitir la fe a los nietos”

“Como fundadora de la Catholic Grandparents Association (Asociación católica de los abuelos– CGA), creo firmemente en la transmisión de la fe en casa y del papel de los abuelos en esta misión”. Así inició Catherine Wiley, en el panel dedicado al papel de los abuelos en la transmisión de la fe entre las generaciones, que tiene lugar esta mañana en Dublín en el Congreso pastoral que acompaña el Encuentro mundial de las familias. La misión de nuestra asociación es "mantener la oración en el corazón de la familia y transmitir la fe" -dijo-. Este es el papel primordial de los padres, "transmitir las tradiciones de fe y símbolos cristianos" que no hay que confundir con los "objetos de decoración, venerados como símbolos de la fe que hablan del amor de Dios”. Muchos abuelos son personas de fe cristiana madurada a lo largo de muchas décadas, y como dice el Papa Benedicto en su oración dedicada a ellos, son  “tesoros vivientes portadores de sólidas tradiciones religiosas" que a su vez transmiten la fe. El Papa Francisco recuerda el papel de los santos Joaquín y Ana. Los abuelos, afirma Wiley,"son para los nietos un punto de referencia moral, emocional y espiritual dependiendo de los padres que tengan. Su ejemplo, su sabiduría, su oración y las tradiciones cristianas en casa son importantes para hacer crecer a nuestros hijos en la fe”. Si nuestros hogares no son lugares donde la oración está en el centro de la familia - advierte la fundadora -  será difícil transmitir la fe en un contexto social de abandono religioso. "Es a través de la oración en familia - en el sentido más amplio del término - que podemos transmitir la fe, porque cuando oramos en familia o en el hogar, lo que decimos en la oración es en realidad un anuncio de lo que creemos". Por lo tanto, "es esencial" que los niños vean rezar a los padres y a los abuelos. De ahí la exhortación final: "Recemos en casa y transmitamos la fe y, para ello, reintroduzcamos oraciones, símbolos y tradiciones cristianas en el hogar".