09 de junio de 2021
Forum Amoris Laetitia

“Los laicos cada vez más necesarios para acompañar a las familias”

Video mensaje del Papa Francisco con motivo del Foro Amoris Laetitia organizado por el Dicasterio.

Con un video mensaje enviado al Dicasterio, el Papa Francisco dio comienzo a los trabajos del Foro “¿En qué punto estamos con Amoris Laetitia? Estrategias para la aplicación pastoral de la Exhortación apostólica”.

El Papa instó a los participantes, responsables de la pastoral familiar de más de 60 Conferencias Episcopales de todo el mundo y de 30 asociaciones y movimientos eclesiales internacionales, a una mayor participación y formación de los fieles laicos y de las familias en el acompañamiento de las familias.

“Así como la trama y la urdimbre de lo masculino y lo femenino, en su complementariedad, se combinan para formar el tapiz de la familia, del mismo modo los sacramentos del orden y del matrimonio son indispensables para construir la Iglesia como "familia de familias". Podremos tener así una pastoral familiar en la que se respira plenamente el espíritu de comunión eclesial”.

El Papa subrayó también que hay que retomar la Exhortación apostólica Amoris Laetitia para identificar, “entre las prioridades pastorales que en ella se indican, las que mejor corresponden a las necesidades concretas de cada Iglesia local” y desarrollarlas siempre con creatividad e impulso misionero.

En el video mensaje, el Santo Padre destacó el valor de los dos Sínodos dedicados a la familia, que han contribuido a sacar a la luz tantos desafíos concretos que viven las familias en la sociedad actual, y a afrontarlos con decisión en algunos ámbitos particulares: la preparación al matrimonio, el acompañamiento de los matrimonios jóvenes, la educación, el cuidado a los ancianos, la cercanía a las familias heridas o que, en nueva unión, desean vivir plenamente el ideal evangélico.

En este año dedicado no sólo a la familia, sino también a San José, el Papa concluyó su mensaje con su bendición e invocó la intercesión de María Santísima y de San José, “para que la gracia de Dios haga fructífero vuestro compromiso por el bien de las familias de hoy y de mañana”.