14 de febrero de 2017
Matrimonio

Una cuestión de estabilidad

World Family Map 2017: “En el matrimonio los niños son más tranquilos”

El matrimonio es una forma de relación más estable que la convivencia. Lo demuestra el “Mapa Mundial de la Familia” 2017, presentado el 16 de febrero en la Universidad de Roma-Tre durante la conferencia sobre la “Desigualdad familiar: causas y consecuencias en Europa y en las Américas”

El documento, un informe anual elaborado por el Social Trends Institute y por el Institute for Family Studies, contiene datos muy interesantes relacionados con el diferente grado de bienestar y de estabilidad de los niños en dos situaciones diferentes: el matrimonio y la cohabitación.

Las convivencias siguen aumentando en todo el mundo, y el mapa tiene como objetivo entender cuáles son las posibles consecuencias en la estabilidad de las familias de todo el mundo. Se presta una atención especial a los Estados Unidos y a Europa, donde la convivencia es un fenómeno cada vez más extendido, sin embargo, no parece que haya cambios significativos en otras áreas geográficas.

Según el estudio, realizado en más de 60 países de todo el mundo, los niños nacidos en Europa y en Estados Unidos de parejas que conviven experimentan niveles de inestabilidad más altos durante los primeros 12 años de vida respecto a los niños nacidos de parejas casadas. El estudio también demuestra que el crecimiento y el aumento de las parejas que cohabitan se asocia a una mayor inestabilidad en los países de todo el mundo; y que la cohabitación normalmente es menos estable que el matrimonio para los niños en todos los países donde el número de familias que conviven es más grande que el de familias en las que la pareja está casada.

“En este informe no se ha encontrado ninguna evidencia que afirme la idea de que el matrimonio y la cohabitación pueden ser equiparables en términos de estabilidad para los hijos, a pesar de que esta convicción esté cada vez más extendida en diversos países” – afirma Laurie DeRose, directora de investigación del World Family Map, y profesora de Sociología en la Universidad de GeorgeTown – “además, el matrimonio está asociado a una mayor estabilidad para los niños de todo el mundo, incluidos los países en los que éste está en declive”. “Sabemos que los niños viven una vida próspera cuando están en un contexto estable y cuando los padres tienen relaciones estables”. W. Bradford Wilcox, uno de los principales autores del informe y profesor de Sociología en la Universidad de Virginia, se hace eco de dichas afirmaciones.

En lo que se refiere a la situación italiana, por ejemplo, ningún niño que ha nacido de padres casados ​​experimenta la ruptura de la relación de los padres antes de los 12 años, mientras que más del 10% de los niños nacidos de parejas que conviven, viven esta ruptura antes de cumplir los 12 años.

Más información y detalles: https://ifstudies.org