28 de diciembre de 2017
Asociaciones y movimientos

Vida militar y formación cristiana

En el Dicasterio, una reunión con la delegación internacional del Apostolado Militar Internacional.

Hace unos días, el secretario P. Alexandre Awi Mello, junto con los oficiales que se ocupan de las agregaciones eclesiales, Philip Milligan y Don Giovanni Buontempo, se encontraron con algunos representantes de la AMI (Apostolado Militar Internacional), una organización internacional católica reconocida por la Santa Sede, que tiene como objetivo promover la difusión de una visión cristiana de la vida militar y de los valores que la caracterizan y de fomentar el conocimiento mutuo y la cooperación internacional, como una contribución a la construcción de la paz en el mundo.

En la delegación internacional de la AMI estuvieron presentes, entre otros, el nuevo presidente, que tomará posesión de su cargo el 1 de enero de 2018, el vicealmirante Matthieu J.M. Borsboom, de Holanda, el nuevo secretario general, el coronel Domenico D'Ortenzi, de Italia, acompañado por el asistente eclesiástico, el estadounidense don Patrick J. Dolan.

Durante la reunión se presentaron las principales áreas de apostolado de la asociación, que se centran tanto en la formación cristiana de los militares como individuos, como en el apoyo a las familias de los militares, a menudo probadas por los compromisos de la vida militar (separación del cónyuge durante períodos más o menos largos, traumas físicos y psicológicos derivados de misiones de guerra, educación de los niños, mudanzas frecuentes de una ciudad a otra o al extranjero).

En breve se publicará un “documento programático” que expondrá la visión estratégica y los programas operativos para el futuro inmediato para llevar adelante la misión del testimonio cristiano del AMI en el ámbito de la cooperación internacional entre las fuerzas armadas y en el de la sociedad civil.